La justicia no puede actuar contra Mendizabal porque los delitos de abuso han prescrito

La Fiscalía Provincial de Gipuzkoa ha archivado el caso del ex vicario de Gipuzkoa Juan Kruz Mendizabal, alias “Kakux”, acusado de abusos sexuales, al haber prescrito los delitos contra las tres víctimas que han denunciado los hechos.

Hasta el momento solo se han denunciado, y no ante la justicia, tres caso de abusos de este sacerdote a tres menores. Esta semana una cuarta víctima relataba públicamente, en una entrevista a ETB, cómo había sido sometido también a este tipo de abusos por Kakux, en el año 1994.

La Fiscalía, aún no habiendo recibido denuncias directas por vía judicial, había abierto la causa de oficio en enero, al conocer la denuncia de los tres primeros jóvenes y la sentencia de culpabilidad que contra el ex vicario, dictó el Obispado guipuzcoano. Ahora y ante la prescripción de los delitos, obligada por la ley, ha archivado el caso.

La Fiscalía tiene comprobadas y certeras las acusaciones contra el sacerdote pero no puede aplicar justicia por el tiempo que ha pasado desde que se produjeron los hechos delictivos.

Mendizabal queda así libre de castigo penal. La única sanción que ha sufrido han sido las penas expiatorias y las medidas administrativas y disciplinarias que se le impusieron en el procedimiento eclesiástico. Actualmente reside en un monasterio del que sólo puede salir con permiso del obispo, y no puede contactar con menores si no es en presencia de otro adulto.

La Fiscalía a pesar de cerrar la causa, queda pendiente de su reapertura si surgieran datos nuevos que permitieran volver sobre ella.

Las víctimas que han salido hasta ahora a la luz, algunas de las cuales continúan en tratamiento para superar los traumas que les supusieron los abusos de Mendizabal, apuntan a otros muchos casos que no se han declarado e instan a las víctimas a denunciarlos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here