La Red de Acogida de Irun denuncia “expulsiones ilegales” en la frontera

Irungo Harrera Sarea ha denunciado las políticas de control “racistas y mortíferas” y las “expulsiones ilegales” en la frontera entre Gipuzkoa y Lapurdi.

Esta red ha denunciado que a esas personas “se les niegan sistemáticamente los visados necesarios para poder realizar un viaje seguro”, mientras la Unión Europea “está criminalizando a las ONG que quieren prestar auxilio”.

Según Irungo Harrera Sarea entre enero y julio de este año ha atendido a un total de 1.487 personas, entre ellas, 95 menores, 129 mujeres y 1.263 hombres. . Además, “se han prestado 3.350 servicios” a estas personas en situación “irregular”. Además, ha anunciado también que participará en las actividades en protesta por la cumbre del G7 que se celebrará en Francia a finales de agosto.